9 de diciembre de 2023

Apalancado

Lo más coherente e incoherente del mundo

Opinión – Justice: ¿Se puede vivir en el mundo perfecto?

El cómic de Justice, escrito por Alex Ross y Jim Krugger, y acompañados por la mano divina de Doug Broithwaite, nos traen la historia de los villanos más peligrosos del universo de DC resolviendo las problemáticas más complejas de hoy en día, entre ellos, la hambruna, la contaminación, la militarización nuclear, etc. Esto por supuesto trae la pregunta, ¿por qué los héroes no lo habían hecho? 

La trama inicia con una pesadilla, todas las ojivas nucleares están detonando, aunque la Liga de la Justicia está esforzándose en apagar cada incendio, llevando a civiles a lugares seguros, sosteniendo edificios y muchas otras cosas, no es suficiente, a tal grado que el planeta explota. Todos los villanos comparten la misma pesadilla, eso para ellos significa que no es solo un sueño, sino que es una visión y que al compartirla eso refuerza sus ideas. Al hablar con Lex Luthor, quién lidera la organización criminal, deciden tomar las riendas del asunto y salvar el planeta antes de que sea tarde. Sus estrategias se basan en la pistola del Capitán Frío y el poder de Hiedra Venenosa para que zonas desérticas, países tercermundistas, se conviertan en espacios de abundancia del verde o también usar la tecnología para ayudar a personas con discapacidades físicas.

Pero, ¿por qué no está la Liga incluida en estas estrategias? De seguro, el poder de Linterna Verde, materializar cualquier pensamiento, o la velocidad de Flash, o cualquier otro miembro de este poderoso equipo vendrían muy bien para resolver estas problemáticas, pero aun así no están ahí.

La razón la da Lex Luthor al responder que ellos son la causa de que la pesadilla se vuelva realidad y quizás tenga razón, hasta cierto nivel. El calvo malvado argumenta que la presencia de los héroes, estos seres poderosos, opaca la independencia humana, incluso destruye cualquier iniciativa que pueda surgir de nosotres. Si un ejército invasor alienígena llega a la Tierra, las personas no van a atacarlos, no solo porque no tienen las herramientas para hacerlo, sino porque están acostumbrados a esta dinámica de la víctima. La persona promedio solo debe correr y gritar para que llegue Superman, con eso ya hizo su parte y solo debe de tomar su papel pasivo hasta que se resuelva el conflicto. 

Esto para mí suena sumamente peligroso, no sé para ustedes, pero esto significa que la humanidad no tiene ningún peso sobre su supervivencia. La dinámica que sé genera entre los héroes y la humanidad se basa en la esperanza, deseas que la benevolencia de estos seres te iluminen y tú no tengas que resolver tus problemas. 

Esto no es completamente la culpa de los héroes, auténticamente tienen buenas intenciones, esto lo podemos afirmar al ver que no les pagan, entonces, ¿de quién es?

Esa pregunta se las dejo a ustedes. 

Sigamos con la historia. Los villanos, al culpar a los héroes de ser los responsables del futuro apocalipsis, deciden eliminarlos. Los ataques son sumamente ágiles; Superman fue emboscado por varios villanos, Wonder Woman es atacada por un veneno mágico de dioses griegos, controlan la mente de Batman, lanzan a Linterna Verde a una parte del espacio tan inexplorado que no hay ni siquiera estrellas, ataques telepáticos a Manhunter, así consecutivamente. 

Mientras que se dan los ataques, Lex Luthor, Black Manta, Hiedra Venenosa y el Acertijo dan una declaración mundial en el que explican que todas las acciones de su carrera criminal han sido para ayudar a la humanidad. Esto se demuestra en cómo han hecho zonas inhabitables a paraísos, dejando que cualquier persona, sin importar cualquier etiqueta social, pueda entrar. Incluso, con ayuda de Brainiac (villano principal del cómic, pero que no será abordado en este texto), crean ciudades flotantes para que la humanidad pueda vivir en paz y con gran calidad, por supuesto, teniente de alcalde, uno de los villanos de la organización.   

Aun con toda esta evidencia, uno mantiene distancia ante personas que públicamente son conocidos como asesinos y dementes, y que no solo no lo niegan, sino que lo aceptan sin ninguna duda. Sin embargo, esta creencia mía no fue abrazada por las personas dentro de la historia, las ciudades se llenaron en cuestión de horas. La gente hacía filas gigantescas sin perder la emoción, ¿eso por qué sucedió?

Primero, hay que analizar quiénes fueron las personas que querían subirse a las ciudades. Estas personas eran los mismos que una vez tenían que caminar horas para encontrar acceso al agua y después de la aparición de un supuesto criminal ya tenían agua afuera de sus casas. El público que aceptaba esta propuesta eran quienes vivían en la periferia, en esas esquinas oscuras que los héroes y gobiernos no se atrevían a ver.    

Ya sabemos quienes eran, ahora descubramos sus razones y esto lo podemos hacer a través de una personaje civil llamada Somita. Ella es una chica quién gracias a la tecnología proporcionada por los villanos ya tiene manos y les cuenta mediante una carta a sus papás cómo es su vida en una de estas ciudades. Narra que cada persona que una vez sufría de alguna discapacidad tienen papeles activos en su comunidad, de ver personas quienes no podían ni siquiera salir de su cuarto, ahora está viendo personas construyendo su propia felicidad y su propio destino. 

Con este testimonio a quién no se le antoja vivir en una de esas ciudades, pero como en toda la vida, no hay que ser tan idealistas. Resulta que el precio para vivir en estas ciudades tan maravillosas es convertirte en un esclavo, el aire está invadido por robots que poco a poco van transformando en seres metálicos.  

Después de esa revelación, los héroes atacan a los villanos y después de una larga batalla, larga en todos los sentidos, logran vencerlos y la humanidad es salvada. Incluso, en el proceso se destruyen todas las bombas atómicas del planeta, siendo la primera y única vez que el mundo estaría descansando de esas ojivas peligrosas desde su aparición.  

El cómic termina con esperanza hacia el mañana, que las cosas van a cambiar y que finalmente hemos aprendido que si se puede conseguir un mundo perfecto, pero no a través de conocidos criminales, eso basándonos en las palabras de Batman. 

Yo por el otro lado no saco la misma conclusión, termino confundido con el mensaje que quiere transmitir esta historia. 

Veo a los villanos intentando salvar al mundo, no solo cuidar su orden arbitrario ya establecido, sino transformarlo en un lugar horizontal, equitativo y verde. Luego esta intención se distorsiona con el intento de esclavizar a la humanidad, pero en un inicio hicieron más que lo que han hecho la Liga en este campo.

Al final Batman dice que tiene la esperanza de que esto solo sea el inicio de un cambio, pero no hay ninguna propuesta. No estamos viendo como el multimillonario murciélago invierte su dinero en energías renovables, no vemos a Superman detener incendios forestales, a Wonder Woman o Aquaman usar sus ejércitos y recursos para ayudar países menos desarrollados, los ejemplos siguen. 

Siento que la historia termina con un “espero que suceda un cambio” y procede a quedarse acostado viendo caricaturas.

Entonces, ¿quién hace el cambio?

¿Lo hacen los malos que planean controlarlos, las personas que tienen las buenas intenciones y los recursos, pero no las acciones, o quizás el humano promedio? 

La primera opción es el empresario o político que te dice, te van a ayudar, pero solo debes darles control de tus territorios y todo saldrá bien. Eso da resultado a la venta de kilómetros a un precio menor a una Coca Cola y el preocupante índice de sequía invadiendo el país. La segunda opción son los idealistas de primer mundo, Europa en específico, quiénes te dicen que el mundo está en peligro y debemos cambiar nuestros hábitos, pero no hacen más. No te dan el dinero, cosa que les sobra, para que puedas construir tu propio camino sustentable, tal como intentan comunidades indígenas en este hermoso territorio que conocemos como México, sino que te echan miradas condescendientes desde la distancia. Y la última opción somos nosotres, quienes nos quejamos de la corrupción del estado, pero pagamos nuestros impuestos y votamos esperando que cambien las cosas. Culpando a los individuos, las figuras como el presidente o la persona que dice “generación de cristal”, pero no analizando el sistema que nos empuja a gastar nuestro dinero en productos innecesarios etiquetados de derecha o izquierda solo para que demuestren nuestra personalidad.

Al final no sé cuál sea el cambio, solo soy alguien que busca escribir de lo que le gusta, pero considero que el cambio debe iniciar desde la propia iniciativa y del día a día. Desde esas pequeñas acciones como comprar tus frutas y verduras en el mercado, cocinarte recetas no saludables veganas, reciclar, si puedes haz composta y ser amable con todes les seres que habitan en el planeta (ya sé, el último está más ambicioso, pero se puede lograr, creo en ti).

Pero regresando al cómic, está muy bueno, el detalle en los dibujos es impresionante, la historia es narrada por varios personajes, hay múltiples batallas sumamente atractivas y los diálogos entre personajes son interesantes, que cada una podría conseguirse su propia lectura filosófica y política. Si quieren leerlo y compartir sus opiniones, los leemos en los comentarios.

.

.

Sobre le autore:

Me gusta mucho leer cómics, por las tareas y el trabajo tengo que leer tanto que ya en mi tiempo libre prefiero descansar la mente con un poco de texto y muchas imágenes. Desgraciadamente, a mi mente no le caigo bien y quiere siempre buscar críticas a todo lo que me encuentro en mi camino, es como si me dijera que debo de hacer a otres sufrir solo para que yo pueda descansar. Y lo peor, es que si me gusta hacer eso, entonces si quieres que te arruine algo, solo avísame.

Deja un comentario

Copyright © Todos los derechos reservados.